Parque Nacional Baritú

       

Onza u ocelote. Habitante del Parque Nacional Baritú

Ubicación: dentro del Departamento de Santa Victoria, al norte de la Provincia de Salta, en el límite de la frontera con Bolivia.


Superficie: 72.000 hectáreas.


Creación: creado en el año 1974.


Flora: helecho arborescente, maroma, cedros salteños, mirtáceas con horco molle, mato, güili, tipas, pacaráes, cebiles, tarcos, cochuchos, tusca, trementina.




Lobito de río en el Parque Nacional Baritú




       

Fauna del Parque Nacional Baritú

Lobito de río, mayuato u osito lavador, yaguareté, onza u ocelote, tapir, pecarí de collar, zorro de monte, coatí, agutí, el mono caí, mirlo de agua, yapú, pescador grande, loros; tucanes, urracas, halcones tijereta, patos, garzas. En Baritú vive el águila más grande del mundo, conocida con el nombre de "águila arpía".

La fauna de la zona es la típica de la nuboselva y cuenta con varias especies en peligro de extinción como el yaguareté, que aunque escaso, subsiste en regiones apartadas de las yungas como este Parque. Hay además otra especie de felino, el gato onza u ocelote de mucho menor tamaño, con el pelaje amarillento con manchas oscuras.

Entre los mamíferos de mayor porte es característico el tapir, cuyas grandes huellas pueden verse en los senderos y bordes de cursos de agua. Otras especies comunes son el pecarí de collar, el zorro de monte, el coatí, el agutí y el mono cai.

Cerca de los ríos y arroyos, donde se forman pozones de agua transparente habitados por bogas y sábalos, viven carnívoros acuáticos como el lobito de río y el mayuato. El primero tiene un pelaje muy lustroso, de color pardo oscuro, con dos capas: una más tupida que cubre a la otra, más corta y fina. El mayuato u osito lavador es fácilmente distinguible por su notable antifaz negro, que cubre los ojos y el hocico, y por su cola anillada.

Otros habitantes característicos de estos ambientes son el mirlo de agua, entre las rocas de los arroyos, y el yapú, boyero de gran tamaño que construye nidos colgantes. También encontramos murciélagos como el pescador grande, que se alimenta de peces e insectos acuáticos que caza con sus garras volando en grupos sobre la superficie del agua. Una de las ranas marsupiales, Ia de pintas rojas, habita las sierras del Parque.